viernes, 10 de agosto de 2012

Tiempo que se acaba.

Las ocasiones hay que vivirlas.
Aunque muchas veces se pierden sin más.
Otras veces no se dan las circunstancias que quisiéramos.
Pero si realmente deseas algo, lucharás por ello.
No importa que no te animen y te digan que es imposible.
Fuera esos momentos incómodos aunque sea sólo por unos instantes,
esos recuerdos que es preferible no recordar.
Hay que luchar por esas ocasiones que quizás vengan. O Quizás no.
Pero, lo que siempre se dice, es que nada se pierde con intentarlo.
Las oportunidades son únicas en la vida y las amistades verdaderas también.
Por eso es bueno que alguien siempre te lo recuerde por muy obvio que sea.
Lucha, ríe, canta, llora, baila, ama...
Haz infinidades de cosas,
porque el tiempo no espera.
El tiempo se acaba.
Disfruta.
Sueña y hazlo realidad.